Montañeros Pequeños Mater Salvatoris

Actividades
montaneros-pequenos
  • Excursión 16 de Noviembre

    ¡Qué bonita está la montaña cubierta de nieve! El sábado 16 de noviembre los Montañeros pequeños nos veíamos otra vez llenos de energía,  ganas y alguno todavía con un poco de sueño. Esta excursión fue diferente, porque no íbamos solos, nos juntamos con los Montañeros del Stella Maris para conseguir con ellos el objetivo que compartimos: llegar a Jesús de la mano de María.

    Fuimos a “La Peñota”, en Cercedilla. Al
    llegar, nos dimos cuenta de que iba a ser un día de los fríos, pero gracias a
    varias capas de ropa y sobre todo, a la nieve que había, se nos olvidó
    completamente. Tras juntarnos todos los montañeros, realizamos un calentamiento
    físico, y el más importante, espiritual, con 20 minutos de oración guiados por
    unos puntos que nos había dado el Padre Luis previamente.

    En una de las paradas durante la subida, fue inevitable jugar con la nieve, e hicimos una batalla de bolas de nieve épica en la que hasta los jefes acabaron llenos de nieve ¡Fue increíble!

    Tras una subida que se hizo muy amena gracias al paisaje que teníamos y a las conversaciones con nuevos amigos y jefes, llegamos a un sitio increíble cerca de la cima,  y debido a la cantidad de nieve y al frío decidimos cantar allí el himno y hacer el grito de Montañeros.

    A continuación, bajamos a una explanada con muy buenas vistas y realizamos el silencio de cumbre, con esos paisajes era imposible no admirar la grandeza de Dios.

    Después de comer, tuvimos la RxP (Reunión por Patrullas), en esta ocasión iba sobre la virtud de la Prudencia, y tanto Montañeros del Mater Salvatoris como del Stella Maris participamos y aprendimos un montón. Al terminar pasaban por ahí las montañeras mayores y… ¡Vaya guerra de nieve tuvimos!, incluso las madres acabaron llenas de nieve.

    Llegada la hora de ir a los autobuses, bajamos por patrullas rezando el rosario y realizamos algunos juegos y, como no, nos seguíamos tirando bolas de nieve.

    Al llegar al Mater nos pusimos ropa seca e hicimos algunos juegos, después tuvimos el momento culmen de la excursión, la Eucaristía. Al terminar nos recogieron nuestras familias y les contamos el gran día que tuvimos. Un gran día en el que fue todo genial gracias a Dios, a nuestra Madre la Virgen y a nuestro patrono San Francisco Javier.

    SIEMPRE MÁS!

    A.M.G.D.

    Un montañero.